PerMè: Información científica

La importancia de realizar la prueba PerMè

A pesar de la conocida relación entre el "modelo de dieta" y las enfermedades, las intervenciones estandarizadas ("quitar el azúcar, hacer más ejercicio, comer menos") suelen tener un impacto limitado en el individuo. La personalización de las intervenciones tiene una importancia primordial para cambiar el hábito y recuperar el bienestar. Además de la base científica, la aplicación de los conceptos de la Medicina de Precisión a cada uno de los diferentes sujetos representa el verdadero valor añadido de la prueba PerMè.
Lo que sucede hoy en día con los medicamentos para diversas patologías (dosis y esquemas de tratamiento que dependen de las características individuales) también sucede en el campo de la nutrición. Se trata de un enfoque basado en las características personales que tiene en cuenta las predisposiciones genéticas específicas (autoinmunidad, diabetes, obesidad, esteatosis hepática) , las mediciones de las diferentes formas de inflamación y otros elementos influyentes , como la edad, el sexo y los factores ambientales con respecto a cada persona, y que basa las elecciones en pruebas científicas.
Hasta la fecha, la evolución científica ha identificado al menos 3 formas de inflamación que, aunque se pueden distinguir claramente, siempre operan de manera sinérgica. El conocimiento simultáneo de todas las formas de inflamación, incluidas las relacionadas con la alimentación, permite actuar simultáneamente y de manera oportuna tanto en las enfermedades metabólicas e inflamatorias como en las enfermedades relacionadas indirectamente con estos aspectos como, por ejemplo, las enfermedades cardiovasculares y degenerativas.
Image
Las diferentes formas de inflamación alimentaria.

Inflamación debida a un balance incorrecto de nutrientes en cada comida

En 2011, la Escuela de Salud Pública de Harvard definió reglas simples para poner en práctica y que permiten actuar rápidamente sobre la inflamación relacionada con el balance incorrecto de nutrientes en cada comida. Estos son indicios fundamentales y necesarios que, por sí solos y sin el estudio adecuado de otras formas de inflamación, no son suficientes para lograr el bienestar o restablecer el equilibrio. De hecho, es esencial adherirse a los principios de una buena nutrición, pero es necesario complementarla con una dieta a medida que tenga en cuenta la individualidad, la genética personal y el estilo de vida de cada uno.

La inflamación relacionada con la ingesta individual de azúcar excesiva

Como se ha definido claramente en un proyecto de la Unión Europea, el 62% de las reacciones inflamatorias o alérgicas que no se entienden como causadas dependen de diversos factores que pueden deberse a la presencia de productos de glicación vinculados a un exceso de carbohidratos de rápida absorción en la dieta y de azúcares (incluida la fructosa). Los azúcares son responsables de importantes cambios, a menudo irreversibles, a nivel celular y proteico: la excesiva permanencia de los azúcares en la sangre, de hecho, provoca fenómenos de glicación en diferentes moléculas, incluidas las proteínas y el ADN, cuyo correcto funcionamiento está estrechamente relacionado con su estructura tridimensional. Medir los daños del azúcar es ciertamente el desafío del siglo XXI, por esta razón se ha definido una prueba sobre una base científica que permite analizar de forma integrada dos marcadores (Albúmina Glicosilada - GA% y Metilglioxal - MGO) capaces de identificar tempranamente cualquier daño por azúcares. También es muy reciente una publicación en Nutrientes sobre el uso de estos biomarcadores para el seguimiento y la prevención de enfermedades relacionadas con el azúcar, como la diabetes gestacional.

Inflamación relacionada con la ingesta excesiva o repetida del mismo alimento o grupo de alimentos

Desde 2007, gracias a las confirmaciones y a los nuevos descubrimientos científicos sobre la respuesta citocínica a la estimulación nutricional, se han desarrollado nuevas líneas de investigación que han permitido explicar de manera irrefutable que la mayor presencia de la Inmunoglobulina G (IgG) vinculada a la ingesta excesiva o repetida de alimentos, puede estimular una mayor expresión de las citoquinas inflamatorias (como el BAFF y el PAF) implicadas en numerosas patologías (desde el lupus hasta el síndrome de Sjögren, desde la artritis reumatoide hasta las patologías respiratorias y dermatológicas, desde los síntomas inflamatorios oculares hasta los trastornos del aparato digestivo). Disponer de un "termómetro" que mide (y no asume) el grado de inflamación, y de un instrumento que evalúa los grandes grupos de alimentos vinculados a ella, es ciertamente un paso importante para lograr el bienestar. En junio de 2019 la revista internacional "Nutrientes" publicó una investigación que confirmó una vez más la importancia de las IgG específicas de los alimentos para definir los grandes grupos de alimentos de la población italiana en los que es posible basar científicamente la sugerencia nutricional personalizada más adecuada para reducir la condición inflamatoria.

Medición de la longitud de los telómeros (sólo disponible con la prueba PerMè360)

Durante más de 20 años ha habido un creciente interés científico en el estudio de los telómeros, pequeñas secuencias repetidas en los extremos de los cromosomas. La función de los telómeros es "estabilizar" el cromosoma y preservar el ADN. Cada vez se establece más la existencia de una relación entre la longitud de los telómeros y diversos aspectos inflamatorios. Las células con telómeros más cortos se caracterizan por un fenotipo "pro-inflamatorio" que contribuye al envejecimiento prematuro del cuerpo y a las enfermedades relacionadas con la edad. Conocer la edad biológica de una persona, a menudo diferente de su edad, es, por lo tanto, una información esencial que toda persona debe conocer en relación con su estado de salud y bienestar. La dieta, así como el estrés o la falta de actividad física pueden de hecho influir directamente en la dinámica de los telómeros.

ENCUENTRA EL CENTRO MÁS CERCANO

Cómo realizar nuestras pruebas

Hacer pruebas de laboratorio de GEK es rápido y fácil.
Una vez que haya identificado el centro afiliado de GEK, estos son los pasos a seguir

Toma de muestra <br>y envío

Toma de muestra
y envío

  • Tomar una pequeña muestra de sangre capilar de la punta de un dedo
  • Registrar sus datos personales en el centro afiliado
  • La muestra registrada se envía desde el centro afiliado por mensajería al Laboratorio GEK
  • Análisis e informes

    Análisis e informes

  • El laboratorio, de forma completamente anónima, realiza los análisis requeridos
  • El personal médico/científico del laboratorio GEK elabora los informes de los exámenes requeridos
  • Entrega del Informe

    Entrega del Informe

  • El centro afiliado entrega los resultados
  • Todo esto sucede en menos de 10 días hábiles